Servicios Conjuntos de Noticias, Inc.

Con motivo del bautizo del Centro de Convenciones de Puerto Rico con el nombre de Pedro Roselló, investigadores del Centro Robespierre para el Estudios de la Violencia Divina viajaron a San Juan para analizar las nuevas estrategias de aroma terapia en toda la isla.

Según un comunicado del Centro Robespierre, los científicos quieren estudiar cómo opera en la isla la antigua expresión latina vox populi, vox dei. El Centro ha analizado miles de documentos de la era Roselló y de su máxima: el pueblo habló y yo obedezco.

De los análisis preliminares del Centro, se desprende que el fascismo de la era Rosello forma parte de las esencias fascistas utilizadas en la confección de la colonia para aroma terapias. Se comprobó que el gobierno de Luis Fortuño quiere arropar a la isla con esta colonia a través de una nueva campaña de aroma terapia.

El Centro cree que estas nuevas campañas de aroma terapia, como la de dar el nombre del ex-gobernador al Centro de Convenciones de Puerto Rico, son estrategias del gobierno de Luis Fortuño para apaciguar al pueblo, ante la violencia heroico-criminal que implica su plebiscito para intentar fundar el Estado 51.

Advertisements